El Ciadi falla a favor de Venezuela en el arbitraje con Highbury International AVV y Ramstein Trading

El Centro Internacional para el Arreglo de Diferencias Relativas a Inversiones (Ciadi) ha fallado esta pasada semana a favor de Venezuela en el arbitraje que mantenía con Highbury International AVV y Ramstein Trading, respecto a las concesiones mineras Alfa y Delta, ubicadas en la zona del río Bajo Caroní.

Petróleos de Venezuela informó en una nota de prensa que “la demanda presentada en octubre de 2010, por Highbury International AVV y Ramstein Trading contra Venezuela no procedió, debido a que este Tribunal declaró que carece de jurisdicción y competencia para conocer y resolver este caso“.

Además, añadió que “los demandantes no pudieron convencer al panel arbitral respecto a que eran titulares de un derecho que fuera digno de indemnización. La parte demandante aspiraba una indemnización por más de 633,2 millones de dólares más intereses”.

La nota de Pdvsa señala que la defensa de Venezuela fue llevada por “abogados nacionales e internacionales coordinados por el ministerio de Petróleo y Minería, bajo una estrategia procesal delineada en la defensa de los intereses” del país.

Fuente: América Economia

Anuncios

La petrolera Pdvsa rechaza el fallo del Ciadi en el caso Conoco

El presidente de Petróleos de Venezuela (Pdvsa), Rafael Ramírez, informó que la estatal presentó un escrito ante el Tribunal Arbitral del Centro Internacional para el Arreglo de Diferencias relativas a las Inversiones (Ciadi) en rechazo el fallo anunciado en septiembre según el cual Venezuela “incumplió su obligación de negociar de buena fe”, en la disputa legal que mantiene con la petrolera estadounidense ConocoPhillips.

“Es una carta extensa donde rechazamos en todos los términos el aspecto donde el Tribunal dice que no actuamos de buena fe”, declaró.

ConocoPhillips pretende indemnizaciones, pago de derechos y reparaciones por más de 30.000 millones de dólares, luego de que Venezuela, haciendo valer su política de plena soberanía, decidiera transformar en empresas mixtas con mayoría accionaria para la Nación los convenios operativos suscritos en la década de los 90 en el marco de la llamada Apertura Petrolera, considerados lesivos para los intereses de la República.

La trasnacional rechazó migrar a empresas mixtas su acuerdo de participación en la Faja Petrolífera del Orinoco en los desarrollos de Petrozuata, La Hamaca y Corocoro, ahora Petroanzoátegui, PetroPiar y PetroSucre, y decidió emprender la vía judicial desde 2007.

En este proceso, el Tribunal del Ciadi emitió el pasado 3 de septiembre una decisión que en algunas aristas reconoce el derecho del Gobierno venezolano de acogerse a la jurisdicción nacional, así como a establecer un esquema fiscal favorable a la Nación, como ha sido incrementar los montos de las regalías y del Impuesto Sobre la Renta (Islr) que pagan las empresas petroleras extranjeras en el país, pero también sentenció que Venezuela “incumplió su obligación de negociar de buena fe”.

Pdvsa alega que es Conoco la que ha actuado de mala fe, pues pretende obtener una indemnización muy superior a la establecida en el contrato, que estima en 27 dólares el barril.

“Hemos actuado bajo la buena fe de que eso lo firmó Conoco y la vieja Pdvsa. ¿Cómo es que ahora vas a inventar un mecanismo? ¿Lo vas a inventar porque el precio se disparó a cien dólares (el barril)? Ahí viene la pregunta: ¿quién tiene mala fe? ¿Venezuela o Conoco?”, puntualizó Ramírez este lunes, y ratificó que se reunieron numerosas veces con directivos de la empresa estadounidense para alcanzar un acuerdo de buena fe.

El también Ministro de Petróleo y Minería puntualizó que aún no hay ninguna decisión respecto al monto de la indemnización, pues es justo lo que viene ahora.

Asimismo, comentó que un documento filtrado por Wikileaks revela una comunicación en la que el negociador de Conoco admite a la Embajada de Estados Unidos que Venezuela negociaba de buena fe. Ese escrito fue anexado al documento enviado al Ciadi.

Producto de la política de constitución de empresas mixtas, Venezuela logró acuerdos con la mayor parte de sus socios, incluidos Chevron y Eni.

Resaltó que este tema pretende ser utilizado por la derecha como un elemento desestabilizador. “Estamos dispuestos a defender nuestro país como sea y tenemos elementos para hacerlo. Somos un gran actor en el mercado petrolero internacional”, subrayó.

 Ramírez señaló que en el acuerdo de Conoco y la antigua Pdvsa (de gobiernos anteriores), “hay muchas irregularidades”.

“Hubo un jefe de Maraven (antigua filial de Pdvsa) que firmó una carta que estaba escondida que garantizaba que si Venezuela tomaba una acción de reducción de su producción en el marco de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (Opep), Maraven les compensaba. Cosas absolutamente ilegales. Eso lo hacía la vieja Pdvsa”, explicó.

Fuente: Analítica